Cuando Chino Ríos reventó a pelotazos al colombiano Hadad por despreciar a Pato Cornejo en Copa Davis

En abril de 1999, el club El Rancho de Bogotá fue sede de la llave de playoffs para el Grupo Mundial de Copa Davis que enfrentó a Colombia con Chile y donde Marcelo “Chino” Ríos fue el gran protagonista.

Justo un año antes, el nacional había alcanzado el número 1 del ranking ATP y llegó a suelo ‘cafetalero’ en el puesto 13º del mundo, por lo que todas las miradas apuntaban al zurdo de Vitacura.

Junto a Ríos, figuraban Hermes Gamonal y los jóvenes Nicolás Massú y Fernando González. Mientras, por los locales destacaban sus singlistas Mauricio Hadad y Miguel Tobón.

Como era de esperarse, el ‘Chino’ no tuvo problemas para superar a Tobón (6-1, 7-6 (4) y 6-1) en el primer partido y poner en ventaja en la llave al equipo capitaneado por Patricio Cornejo.

La gran sorpresa la dio, en el segundo turno, Massú. El entonces 203º del ATP debió batallar ante Hadad y, aprovechando los errores del colombiano, se llevó el punto por 4-6, 7-5, 7-6 (5) y 6-1.

Fue un baldazo de agua fría para los locales. En la previa, los medios ‘cafetaleros’ daban por hecho un 3-2 a favor de su equipo, basureando el nivel de Massú y asegurando que solo Ríos tenía chances en los singles.

La desazón era evidente en el público y los jugadores. En las tribunas, el comportamiento del público estuvo lejos de ser el ideal en un partido de tenis y, en la cancha, también.

Mauricio Hadad, tras perder con Massú, se despidió de mala gana del chileno y dejó con la mano extendida al ‘Pato’ Cornejo. Una falta de respeto que, al otro día, le dolería al colombiano (literalmente).

Repertorio de pelotazos del Chino Ríos

A Marcelo Ríos y compañía no les agradó para nada que el número uno de Colombia tratara de esa manera a su capitán y, decididos a sellar la llave en el segundo día, el ‘Chino’ jugó el dobles junto a Hermes Gamonal.

Por el lado de los locales, con la obligación de un triunfo para seguir con vida en el cruce, Hadad y Tobón saltaron a la arcilla de El Rancho.

El público, desde el primer juego, se comportó mal con los jugadores chilenos. Ya estaba clavada la espina de Hadad y el basureo de la prensa ‘cafetalera’ al equipo nacional. Estaban todos los ingredientes preparados para que Ríos hiciera lo que hizo.

En el primer set, cuando le quedó una bola para remache, el ex 1º del mundo apuntó al cuerpo de Hadad y conectó un fuerte revés que dio en la espalda del local.

No hubo disculpas, ni siquiera una mirada. El chileno se dio vuelta con una sonrisa de oreja a oreja y el ‘cafetalero’ se volteó mirando al suelo. Sería el primero de muchos pelotazos a la integridad del local.

“Al ‘Chino’ le quedó un remache fácil, con toda la cancha disponible. Le pegó con todo y el pelotazo le llegó en la espalda a Hadad. De solo recordarlo me duele”, comentó Gamonal hace unos años a AS.

El colombiano no se quedó atrás en las provocaciones. Según detalló El Tiempo, “después de una buena jugada suya, se quedaba bordeando la malla y con un grito de victoria miraba fijamente al ‘Chino’ a los ojos”.

Pero para entonces, el chileno ya era un veterano. Y estas ‘peleas’ dentro de la cancha le divertían. Así, con el paso de los games, fue repitiendo sus pelotazos al cuerpo con evidente intención. Gamonal no se quedó atrás, conectando tres smashes a las piernas del número uno de Colombia.

En otro momento del partido, Ríos amagó golpear una bola larga de Hadad y, cuando fue marcado el out, corrió hacia la malla con la lengua afuera para enrostrarle el error al ‘cafetalero’. Tobón era un espectador más.

El marcador casi pasó a segundo plano. Chile se llevó los dos primeros sets con facilidad (6-4 y 6-4), pero las desconcentraciones le jugaron una mala pasada a los nacionales en los siguientes parciales (2-6 y 1-6). La última manga fue 6-4 a favor de la visita y significó la clasificación de los capitaneados por ‘Pato’ Cornejo.

“Tienen muy pocos tenistas… o podría decir a nadie”

Tras la victoria en el dobles, no había manera de borrar la sonrisa del rostro del Chino Ríos.

“En lo único que pensaba era ganar el partido. Es un doble triunfo. He sido bien crítico en entrevistas y nos da un doble triunfo. Se deberían dar cuenta en lo que tienen, lo han agrandado demasiado”, dijo el ex 1º del ATP, atacando abiertamente a Mauricio Hadad.

“El público se ha portado bastante grosero, y eso es producto de la poca cultura tenística que tienen. Tienen muy pocos tenistas… o podría decir a nadie”, añadió Ríos ante las cámaras de TVN.

Palabras que fueron compartidas, aunque de otra forma, por Hermes Gamonal. “Trabajamos calladitos toda la semana, pero el ambiente era penca. La prensa nos basureó mucho durante los días previos, especialmente por los dichos de Hadad”, aseguró el ‘Meme’.

Ya el domingo, Hadad debía enfrentar al ‘Chino’, pero el colombiano se negó a saltar a la cancha para evitar otro papelón. No importó que dirigentes, organizadores y compañeros le pidieran recular al mejor tenista del país ‘cafetalero’. Finalmente, Eduardo Rincón desafió al chileno y perdió 6-1 y 7-6 (1).

El quinto y último punto también fue para Chile, ya que Nicolás Massú doblegó a Philippe Moggio por un doble 6-4.

“Esto es para que aprendan a callarse la boca”, dijo Marcelo Ríos en la conferencia de prensa final tras la barrida 5-0.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *